Día Mundial de la Diabetes: la “epidemia silenciosa” que se expande en la Argentina | www.camfarer.org
HOME  |  INTRANET  |  CONTACTO
 
jueves, 12 de diciembre de 2019  Hora: : :
site.camfarer.org
site.camfarer.org




Comentar Noticia volver  Comentar Noticia tu opinión Más info  imprimir  Recomendar 
ACTUALIDAD

Día Mundial de la Diabetes: la “epidemia silenciosa” que se expande en la Argentina
Compartir





BUENOS AIRES, noviembre 14: El país presenta un aumento de la incidencia del mal, y se encuentra por encima de la media planetaria. Se estima que cuatro millones de personas padecen el mal. El aumento de la obesidad y otros factores de riesgo complican el panorama. Las mujeres con diabetes tienen una esperanza de vida ocho veces menor que aquellas que no la padecen.


Súsruta, considerado el padre de la medicina en India, fue uno de los primeros en describir ese mal que hacía que la orina de la spersonas se vuelva pegajosa y dulzona. El indio habló de “madhumeha”, que no significa otra cosa que “orina de miel”. Más adelante, los griegos nombraron “mellitus”, que significa “miel” o “endulzado”, para referirse al mal que hoy el mundo conoce como diabetes mellitus, una de las principales amenazas a la salud pública en el planeta, ya que se estima que dentro de unos años habrá unos 629 millones pacientes. Las condiciones de vida atentan contra el control del mal, ya que se necesita una alimentación sana, hacer ejercicio y evitar el sedentarismo para mejorar el control de la enfermedad. En la argentina, en los últimos años aumentó el número de personas con el mal, que supera la media general: hoy son 4 millones los argentinos afectados. Para mejorar la calidad de vida de estas personas, existe una ley nacional que entrega medicamentos y otros insumos de manera gratuita. La prevención y un control efectivo de la enfermedad, los puntales de esta jornada. La epidemia también es “rosa”: las mujeres sufren más consecuencias negativas.


 


La diabetes es una enfermedad crónica que afecta la producción de insulina (hormona producida por el páncreas que se ocupa de eliminar el azúcar de la sangre), y que por lo tanto produce un exceso de azúcar en la sangre de las personas. El 14 de noviembre se conmemora el Día Mundial de la Diabetes, instaurado por la Federación Internacional de Diabetes y la Organización Mundial de la Salud (OMS) en 1991, con el fin de aumentar la concientización global sobre la enfermedad. Según datos del ex Ministerio Social de la Nación, el 12,7 por ciento de los argentinos mayores de 18 años padece de la enfermedad. En tanto, la Sociedad Argentina de Diabetes (SAD) alertó del incremento de esta enfermedad, ya que al tratarse de una patología subdiagnosticada, la cifra podría llegar a duplicarse, indicaron desde la entidad sanitaria. En total, hay 4 millones de pacientes en todo el territorio.


 


En cuanto a los números, la prevalencia de diabetes continúa creciendo: según la Cuarta Encuesta Nacional de Factores de Riesgos, realizada en 2019 por la Dirección Nacional de Promoción de la Salud y Control de Enfermedades Crónicas No Transmisibles, hubo un incremento de casi 3 puntos respecto a la última medición realizada en 2013. Asimismo, se registró un aumento en los porcentajes de otros factores de riesgo asociados a la enfermedad como obesidad (20,8 a 25,4), el exceso de peso (sobrepeso + obesidad; 57,9 a 61,6), baja actividad física (54,7 a 64,9) y presión arterial elevada (34,1 a 34,6). Las estadísticas indican que la proporción de personas con diabetes tipo 2 se incrementa en casi todos los países y coinciden en que 1 de cada 2 de quienes padecen diabetes no están diagnosticadas. En línea con ello, menos del 50 por ciento de las personas con la enfermedad tienen un buen control glucémico.


 


Partiendo de la base de que la diabetes tipo 2 es prevenible, los profesionales de la salud aseguran que implementando buenos hábitos como una alimentación balanceada, con las porciones adecuadas, y la realización de actividad física, se reducen los factores de riesgo como el sedentarismo, el sobrepeso, la obesidad y la presión arterial elevada. Si no se trata, la diabetes puede afectar, entre otras cosas, la visión, la presión arterial, el corazón, los riñones y todo el sistema nervioso. Además de la alimentación, la actividad física y el tratamiento farmacológico, es fundamental promover la educación diabetológica del paciente y su entorno para una óptima calidad de vida. Sin embargo, una de las mayores preocupaciones que tienen hoy en día los profesionales es la adherencia de las personas con diabetes al tratamiento, que muchos aseguran, no sostienen en el tiempo.


 


Mujer y diabetes


 


En las mujeres, esta enfermedad es especialmente riesgosa, alertan los especialistas en esta fecha. En este sentido, según Javier Mauricio Farías, jefe de Servicio Endocrinología y Diabetes en Sanatorio Güemes, “si bien la incidencia de la diabetes es menor en las mujeres que en los hombres, es importante saber que las mujeres con diabetes tipo 2, especialmente aquellas con obesidad, tienen una mayor prevalencia de cáncer de mama y otras enfermedades oncológicas (como el cáncer colorrectal)”. “En las mujeres con diabetes tipo 2 se presentan otras comorbilidades como obesidad visceral, hipertensión arterial, síndrome de ovario poliquístico, artrosis, apneas del sueño y mayor incidencia de fracturas por presencia de neuropatía diabética. El riesgo es especialmente mayor durante la menopausia, porque ya sea por la pérdida del efecto protector de los estrógenos o por un efecto negativo de la menopausia, los datos publicados muestran que las mujeres en la menopausia tienen mayor mortalidad cardiovascular”, concluyó Farías.


 


Para María Cristina Faingold, directora de la Carrera de Médico Especialista en Endocrinología de la UBA, “la diabetes mellitus no presenta en general diferencias sustanciales en cuanto a diagnóstico, síntomas de presentación, métodos de control, tratamiento, tipos de complicaciones, etc. entre hombres y mujeres. Sin embargo, sí hay elementos diferenciales en cuanto al manejo en algunas situaciones concretas, o en cuanto a pronóstico o complicaciones”. “La pubertad y la adolescencia hacen más difícil de tratar y controlar la enfermedad, como sucede en general con otras enfermedades crónicas en esta etapa de la vida, en ocasiones motivado por la propia edad, y a ello hay que añadirle la complejidad hormonal que presenta la mujer”, agregó la especialista. Con la menopausia desaparece el efecto protector de los estrógenos, igualándose el riesgo cardiovascular al de los hombres en la población general, pero en mujeres diabéticas este riesgo es todavía mayor: “Las mujeres con diabetes también suelen correr un riesgo más alto de tener un ataque al corazón, y a una edad más joven que las mujeres sin diabetes, por lo que la esperanza de vida es menor que en las mujeres que no tienen diabetes (8,2 años inferior), mientras que en los hombres es 7,6 años menor. Una de cada tres mujeres morirá a causa de enfermedad coronaria en comparación con una de cada nueve mujeres que muere por cáncer de mama”, aseguró Faingold.


Fuente:https://miradaprofesional.logueos.com/


 (camfarer.org)
 Fecha Publicación: 22/11/2019  Hora: 09:14  


www.camfarer.org - Más cerca
Cámara Entrerriana de Farmacias - Santa Fé 81 - Paraná - Entre Ríos [ Argentina ] - Tel/Fax: (54) 343 - 4318592 - Email: contacto@camfarer.org
Delegación Concordia - 25 de mayo 737 - Concordia - Entre Ríos [ Argentina ] - Tel/Fax: (54) 0345-4220036 - Email: camaraconcordia@yahoo.com.ar



© Copyright Internacional 2019 Todos los derechos Reservados.
 
Gestor de Noticias Web Grandi y Asociados
Sistema Administración de Contenidos para Portales de Noticias e Información (CMS de Noticias)
Diseño Web para Portales de Información Web